Comunión

¡Oh muerte! ¿Seran suficientes los cantos que te ofrezco?

 

Pregunto, mientras el viento mece tiernamente las margaritas,

y la espiga de trigo me dice: recuerda.

Mientras la luz me ofrece una última visión: Tú.

 

Pero ya no hay más deseo. Me he quedado sin palabras,

y en el silencio por primera vez pude escuchar tu voz.

 

“El anhelo de nuestra alma será revelado hasta que este sea verdadero”.

 

Y el pacto fue hecho.

 


 

Anuncios

8 comentarios sobre “Comunión

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s